Surgimiento de los partidos politicos modernos

cuáles son los 4 tipos de partidos políticos

Solemos pensar que hoy en día para tener un estado democrático es necesario que haya partidos políticos. Aunque esto es en gran medida cierto en la mayoría de las democracias actuales, no fue así en épocas anteriores de la historia, cuando se desarrollaron las elecciones y los sistemas democráticos. Los partidos políticos se desarrollaron probablemente en Inglaterra en el siglo XVII, cuando el país empezó a convertirse en un país dirigido por un primer ministro. En Estados Unidos, los partidos políticos no estaban previstos cuando se elaboró la Constitución, pero pronto surgieron una vez que se hicieron evidentes las controversias sobre la naturaleza y el desarrollo del gobierno.

En sus escritos, Tucídides, de la antigua Atenas, sugiere que pudieron existir facciones o grupos políticos aliados y asociados en su forma de actuar dentro del sistema político ateniense. Nunca se les llamó partidos políticos, ya que la política se consideraba más como algo individual que como plataformas más amplias en común, como lo haría un sistema de partidos. No obstante, en el seno de una asamblea surgían alianzas y facciones que podían crear algo parecido a un partido temporal en el que grupos de personas trabajaban juntos al menos en algunas cuestiones, normalmente trabajando a favor o en contra de diferentes rivales[1].

características de los partidos políticos

Resultados de las elecciones presidenciales de Estados Unidos entre 1796 y 1824. Los estados sombreados en verde suelen votar al Partido Demócrata-Republicano, mientras que los estados sombreados en marrón suelen votar al Partido Federalista.

El Primer Sistema de Partidos es un modelo de la política estadounidense utilizado en la historia y la ciencia política para periodizar el sistema de partidos políticos que existió en Estados Unidos entre 1792 y 1824 aproximadamente.[1] Presentaba dos partidos nacionales que competían por el control de la presidencia, el Congreso y los estados: el Partido Federalista, creado en gran parte por Alexander Hamilton, y el Partido Demócrata-Republicano, formado por Thomas Jefferson y James Madison, que en aquella época solía llamarse Partido Republicano (que es distinto del Partido Republicano moderno). Los federalistas fueron dominantes hasta 1800, mientras que los republicanos lo fueron después. Ambos partidos se originaron en la política nacional, pero pronto ampliaron sus esfuerzos para ganar partidarios y votantes en todos los estados. Los federalistas apelaban a la comunidad empresarial y los republicanos a los plantadores y agricultores. En 1796, la política de cada estado estaba casi monopolizada por los dos partidos, y los periódicos y las asambleas de los partidos se convirtieron en herramientas eficaces para movilizar a los votantes.

historia de los partidos políticos

Los partidos políticos son equipos de políticos, activistas y votantes cuyo objetivo es conseguir el control del gobierno. Para ello, los partidos llevan a cabo las tareas esenciales de reclutar y nominar candidatos, reunir los recursos necesarios para llevar a cabo las campañas y llevar a cabo una agenda política que les ayude a atraer a los votantes. Aunque los estadounidenses tienden a desconfiar del “gobierno de los partidos”, los partidos Demócrata y Republicano son esenciales para el funcionamiento diario del gobierno y el desarrollo de la democracia estadounidense en las elecciones. Este sistema bipartidista ayuda a estructurar la elección electoral de los votantes y proporciona coordinación a las instituciones de gobierno de Estados Unidos, que de otro modo estarían divididas y separadas.

lista de partidos políticos

La Era Federalista fue un periodo de la historia de Estados Unidos, entre 1789 y 1801, en el que el Partido Federalista dominó la política estadounidense. Este periodo fue testigo de la adopción de la Constitución de los Estados Unidos y de la expansión del gobierno federal. Además, la era vio el crecimiento de un fuerte gobierno nacionalista bajo el control del Partido Federalista. Entre los acontecimientos más importantes de este periodo están los enredos exteriores entre Francia y Gran Bretaña, la afirmación de un fuerte gobierno federal centralizado y la creación de partidos políticos. El primer sistema de partidos de los Estados Unidos contaba con el Partido Federalista y el Partido Demócrata-Republicano (también conocido como Partido Antifederalista).

La Constitución de los Estados Unidos fue redactada en 1787 y ratificada por unanimidad por los estados en 1788, entrando en vigor en 1789. Los partidarios vencedores de la ratificación de la Constitución se denominaron federalistas y los opositores, antifederalistas. El problema inmediato al que se enfrentaban los federalistas no era simplemente el de la aceptación de la Constitución, sino la preocupación más fundamental de la legitimidad del gobierno de la nueva república. Con este reto en mente, el nuevo gobierno nacional debía actuar con la idea de que cada acto se estaba llevando a cabo por primera vez y que, por tanto, tendría una gran importancia y sería considerado en función de las implicaciones simbólicas y prácticas. Las primeras elecciones al nuevo Congreso de los Estados Unidos arrojaron amplias mayorías federalistas. El primer movimiento antifederalista se opuso al proyecto de Constitución en 1788, sobre todo porque carecía de una Carta de Derechos. Los antifederalistas, o demócratas-republicanos, se oponían al nuevo y poderoso gobierno central y a la pérdida de prestigio de los estados, y veían la Constitución como una amenaza potencial para las libertades personales. Durante el proceso de ratificación, los antifederalistas presentaron una oposición significativa en todos los estados, excepto en tres. Sin embargo, un obstáculo importante para los antifederalistas fue que los partidarios de la Constitución estaban más comprometidos y superaron a la oposición menos enérgica.

Leer más  Resumen de la democracia actual